Análisis del Samsung Gear VR

Análisis del Samsung Gear VR

0
360
Una disfunción eréctil puede ser el resultado de afecciones y enfermedades, medicación o estilo de vida. En primer lugar, es un problema físico. A menudo, factores psíquicos como el estrés y el miedo ayudan a mantener o empeorar los problemas eréctiles. Comprar kamagra sin receta en valencia saber cuál es el medicamento ideal para usted depende de diferentes factores. Tout ce souci peut vous faire peur et éviter l'intimité, qui peut dégénérer en un cercle vicieux qui met une grande pression sur votre vie sexuelle - et la relation. Où commander kamagra suisse vous avez trouvé une pharmacie en ligne ici http://bit.ly/trndph kamagra. Beaucoup de conditions de santé différentes peuvent affecter les nerfs, les muscles, ou les flux de sang qui est nécessaire pour avoir une érection. Le diabète, l'hypertension artérielle, le durcissement des artères, les blessures de la moelle épinière, la sclérose en plaques peuvent contribuer à ED. La chirurgie pour traiter la prostate ou de la vessie problèmes peut également affecter les nerfs et les vaisseaux sanguins qui contrôlent une érection.

Si bien hemos visto varias iniciativas en realidad virtual incluso desde el 2014, el 2015 ha sido el año en el que más fabricantes han puesto la carne en el asador y han decidido mostrar lo que tienen para un segmento (headsets de realidad virtual) que se proyecta tendrá un gran protagonismo en los próximos años.

Sí, los headsets “completos” de empresas como Occulus, Sony o HTC verán una versión final recién en este año, pero ya desde el 2015 Samsung viene permitiéndonos dar un primer acercamiento a la realidad virtual gracias al Gear VR, visor que ha ido ganando gran protagonismo en los últimos meses por ser una forma accesible y bastante interesante de ingresar a este mundo.

Lo primero que debemos recordar es que el Gear VR no es un dispositivo autónomo, dependiendo en todo momento de su unión con un dispositivo compatible de Samsung, entre los que se incluyen el Galaxy S6, Galaxy S6 Edge, Galaxy Note 5 y Galaxy S6 Edge. Esto será importante de tomar en cuenta, ya que si no cuentas con un móvil de esta lista (y no planeas hacerlo), no habrá manera que aproveches las bondades del Gear VR. estás advertido.

El Gear VR es básicamente un visor, construido en policarbonato, con correas de goma para la sujeción a la cabeza y ópticas que permitirán aprovechar la pantalla de nuestro terminal (en todos los casos de resolución QHD) para acceder al contenido adaptado que podamos reproducir. En tal sentido, todo el contenido que veremos vendrá de la aplicación de Oculus y de sus derivados.

Lo primero que notaremos al conectar nuestro teléfono al Gear VR es justamente un anuncio de Oculus que nos avisa que se empezarán a descargar todas las aplicaciones necesarias para el desempeño del visor, incluyendo la propia interfaz a la cual accederemos al ponernos el visor sobre la cabeza.

Nota: El Gear VR tiene un modulador para las ópticas (como el del visor de una cámara DSLR), por lo que si usas gafas podrás optar por usar el Gear VR con o sin ellas sin mayor problema.

Esta interfaz es en verdad bastante básica y a través de ellas podremos acceder a nuestras aplicaciones pre instaladas y a las aplicaciones que bajemos de la tienda de Oculus, tienda que cuenta con un gran catálogo, con gran variedad de juegos y aplicativos de todo tipo. Hasta Netflix tenemos, pudiendo ver nuestra serie o película favorita literalmente como en el cine.

Para su navegación, vamos a usar movimiento de cabeza indicando hacia donde queremos ir la cruceta ubicada en la parte derecha, la cual incluye un botón de selección y un botón de retroceso.

Debo decir que me he divertido bastante, en especial los primeros días que tuve el terminal. Al principio solo era explorar paisajes, pero luego fui probando simuladores, juegos y vídeos, los cuales no me decepcionaron.

Compartir

No hay comentarios

Dejar respuesta